21/2/11

El reloj asesino



El tiempo se os escapa de las manos, es como la arena que huye de vuestro puño. Intentáis apresarlo, pero los duendes saltan agiles y veloces, llevándose con ellos los segundos. Tic, tac; se escapa vuestra salvación. Tic, tac; preparaos para el desastre.

Se acabo,
desperdiciasteis vuestro momento.

No quisisteis remediarlo, preferisteis ignorar el daño causado.
Seguir viviendo en la oscuridad.
Ciegos a la luz de la verdad.

Ahora seréis castigados por ello. Pagareis por vuestra codicia, por ser tan egocéntricos, por creeros los reyes de la Tierra. No os librareis de la furia de la naturaleza, tiene algo que nunca pudisteis controlar.

El tiempo.

Sois esclavos de sus manecillas, prisioneros de los segundos, teméis que avance. Intentáis detenerlo, y lo único que conseguís es que pase más rápido. Que los segundos se conviertan en minutos, estos se disfrazan de horas. Las horas pasan volando, y siquiera ahora dejáis de lado vuestra característica prepotencia.

A llegado el momento, vuestro fin esta cerca.
El ser que tanto teméis y deseáis.

 Será también… vuestro verdugo.

0 travesuras :

Publicar un comentario

© Cuna traviesa , AllRightsReserved.

Designed by